UNA GENERACIÓN QUE SE LIBERA PARA POSEER


Génesis 22:17  De cierto te bendeciré,  y multiplicaré tu descendencia como las estrellas del cielo y como la arena que está a la orilla del mar;  y tu descendencia poseerá las puertas de sus enemigos.

La importancia espiritual de las puertas

En el oriente, en aquel tiempo, la puerta de la ciudad era la sede del gobierno donde era convocada la corte y se tomaban las decisiones.

Es el diseño de Dios: ancianos sentados en las puertas.

Proverbios 31:23  Su marido es conocido en las puertas,  cuando se sienta con los ancianos de la tierra.

Puerta lugar de acceso a un lugar distinto, a un próximo nivel de revelación

Estas puertas no las podremos tomar si no nos involucramos hasta allí y las destruimos.

 

Para que las puertas tengan valor tienen que haber muros.

La puerta permite entrar a un lugar nuevo.

El muro separa.

En Apocalipsis la descripción de la ciudad celestial la descripción del muro ocupa el lugar central

Apocalipsis 21:9-27 Ven acá,  yo te mostraré la desposada,  la esposa del Cordero. Y me llevó en el Espíritu a un monte grande y alto,  y me mostró la gran ciudad santa de Jerusalén,  que descendía del cielo,  de Dios, teniendo la gloria de Dios. 

Y su fulgor era semejante al de una piedra preciosísima,  como piedra de jaspe,  diáfana como el cristal.

Tenía un muro grande y alto con doce puertas;  y en las puertas,  doce ángeles,  y nombres inscritos,  que son los de las doce tribus de los hijos de Israel;

Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos,  y sobre ellos los doce nombres de los doce apóstoles del Cordero.

El que hablaba conmigo tenía una caña de medir,  de oro,  para medir la ciudad,  sus puertas y su muro… él midió la ciudad…  y midió su muro.

El material de su muro era de jaspe;  pero la ciudad era de oro puro,  semejante al vidrio limpio; y los cimientos del muro de la ciudad estaban adornados con toda piedra preciosa.

El primer cimiento era …

Las doce puertas eran doce perlas;  cada una de las puertas era una perla.

Y la calle de la ciudad era de oro puro,  transparente como vidrio.

Hay algunos detalles en la descripción de la santa ciudad.

Primero, su fulgor por la gloria de Dios.

Segundo, el muro, son diez versículos, un derroche de detalles.

Si en la descripción de la ciudad que estamos construyendo el muro ocupa un lugar central debemos prestarle atención.

El muro separa el mundo de la iglesia, lo sagrado de lo profano.

Algunos cristianos están en el atrio.

Cuando Dios mandó a medir la ciudad no incluyó el atrio

 

Esta es generación es difícil de entender.

Hoy se habla de posmodernismo.

Pero muchos se están dando cuenta que el postmodernismo ya pasó.

Las cosas pasan tan rápido que no nos damos cuenta.

Especialmente en la iglesia empezamos a pensar temas que ya pasaron.

Tenemos un fuerte desfasaje en el pensamiento.

 

Hoy el pensamiento débil, el fin de los meta-relatos propios del posmodernismo, ya pasó.

Uds. son un fuerte ejemplo de esto, estén de acuerdo o no, con el movimiento estudiantil, esto ya no es pensamiento débil

No los ocupas de Wall Street, no los indignados europeos, ni las revoluciones juveniles en los países islámicos moderados.

 

Hoy estamos en plena cultura digital, una revolución cultural como pocas en la historia de las civilizaciones.

Y esto nos afecta muchísimo como iglesia.

 

Independientemente de lo que nuestras sociedades estén viviendo Ideológicamente hay un muro que separa lo santo de lo impuro.

Y aunque a veces nos cueste encontrar ese muro.

Tenemos que descubrirlo y posicionarnos allí

Porque es allí donde el Señor nos pone y nos quiere encontrar.

El muro tiene que pasar por nosotros, por nuestro corazón por nuestras familias.

Nosotros somos los que marcamos esa distinción.

Desde nosotros comienza lo santo, fuera de nosotros comienza lo impuro.

 

Isaías 62:6-7  Sobre tus muros,  oh Jerusalén,  he puesto guardas;  todo el día y toda la noche no callarán jamás.  Los que os acordáis de Jehová,  no reposéis, ni le deis tregua,  hasta que restablezca a Jerusalén,  y la ponga por alabanza en la tierra.

 

ES UNA GENERACIÓN DIFICIL DE PREDICAR

 

Estamos en medio de un cristianismo débil    

Un pueblo entretenido (adormecido) y desalentado.

No hay discípulos solo  espectadores de la unción de otros

Hoy está vigente el modelo de Semanías:

Huye y encierráte en el templo. Nehemías 6:10

No está vigente el modelo de Nehemías:

Construir la casa del Señor con una espada y una cuchara. Nehemías 4:17

Hageo 1:5-8 Sembramos mucho pero recogemos poco.

Isaías 37:3             Los hijos han llegado hasta el punto de nacer,  y la que da a luz no tiene fuerzas.

 

Nosotros mismos, no somos débiles, pero estamos apagados.

Tenemos claro que el evangelio del reino, el señorío de Cristo y el discipulado es la necesidad primordial que tiene esta iglesia débil, templista y entretenida.

No somos una opción verdadera porque no hemos podido concretar esa visión tan clara en una realidad llena del Espíritu, con todo lo que eso significa: milagros, gozo, alegría fervor.

Estamos produciendo discípulos de mala calidad: débiles, sin fruto y sin la frescura del espíritu.

 

Dios  interviene a favor de los que le buscan.

De los débiles que están insatisfechos, los que se despiertan y buscan más.

Dios quiere hacer grandes cosas en nosotros

El desarrollo de su reino hasta alcanzar la plenitud

Isaías 9:7  Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrán límite,  sobre el trono de David y sobre su reino,  disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora y para siempre.  El celo de Jehová de los ejércitos hará esto.

La creación anhela la manifestación de esa plenitud escondida.

En nuestra generación

Cada generación tiene una responsabilidad propia de encanar el Reino

El pueblo de Dios está a punto de entrar en un tiempo de plenitud, de intimidad, de militancia.

Malaquías 4:2-3 Mas a vosotros los que teméis mi nombre,  nacerá el Sol de justicia,  y en sus alas traerá salvación;  y saldréis,  y saltaréis como becerros de la manada…en el día en que yo actúe,  ha dicho Jehová de los ejércitos.

Este pasaje habla de un amanecer de un nuevo día donde la justicia brillará, no es el día final, porque ese día trae salvación. Saldremos y saltaremos como becerros.

 

Es una revolución que comienza en las relaciones íntimas.

Conduciéndolas a relaciones de compromiso.

Una característica de los últimos tiempos: hacer volver el corazón de los hijos a los padres

Malaquías 4:5-6  He aquí,  yo os envío el profeta Elías,  antes que venga el día de Jehová,  grande y terrible. El hará volver el corazón de los padres hacia los hijos,  y el corazón de los hijos hacia los padres,  no sea que yo venga y hiera la tierra con maldición.

La característica de los últimos tiempos es que el amor de muchos se enfriará.

El avivamiento se hará visible en los corazones, sólo en el reino de Dios habrá afecto y contenido familiar.

Esta unción corporativa hará que este ejército se mueva como un solo hombre.

 

Estamos en tiempo de guerra espiritual extrema.

Mateo 11:12-13  Desde los días de Juan el Bautista hasta ahora,  el reino de los cielos sufre violencia,  y los violentos lo arrebatan. Porque todos los profetas y la ley profetizaron hasta Juan.

Desde Juan el Bautista, hay un reino que violenta al otro.

Discipular es enseñar a pasar a la ofensiva con el Reino.

1 Timoteo 6:12  Pelea la buena batalla de la fe,  echa mano de la vida eterna,  a la cual asimismo fuiste llamado,  habiendo hecho la buena profesión delante de muchos testigos.

 

Necesitamos un liderazgo combativo

Que liberen al pueblo de su comodidad y cobardía

Para desatar a todos los miembros de su comodidad para que elijan ministrar.

Lucas 14:22-24  fuérzalos a entrar,  para que se llene mi casa.

 

Necesitamos una unción corporativa

Los nuevos ministerios apostólicos marcan una diferencia entre los ungidos y el pueblo.

No tienen revelación del cuerpo, tienen un nombre y un proyecto propio que sostener y desarrollar.

Esa unción pone una distancia inalcanzable. Los demás nunca serán tan ungidos ni tendrán experiencias tan asombrosas como ellos.

Se marcan dos tipos de creyentes: los ungidos y el resto que no está al mismo nivel.

Este tiempo final de la iglesia se caracterizará por todo un cuerpo que ministra.

El enorme e inmenso ejército de los últimos tiempos

Ezequiel 37:9-11  Y profeticé como me había mandado,  y entró espíritu en ellos,  y vivieron,  y estuvieron sobre sus pies;  un ejército grande en extremo.

Si Dios sopló sobre unos huesos secos y los revivió tenemos esperanza.

 

Una familia que manifiesta su origen celestial en todo lo que hace.

Jeremías 33:9  Jerusalén será para mí motivo de gozo, y de alabanza y de gloria a la vista de todas las naciones de la tierra. Se enterarán de todo el bien que yo le hago, y temerán y temblarán por todo el bienestar y toda la paz que yo le ofrezco.

 

Necesitamos romper las ataduras espirituales, los lazos que nos unen a las cosas de este mundo.

Necesitamos sanar las relaciones íntimas que nos han dañado.

Necesitamos profetizar sobre los huesos secos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 4 - FAMILIA, 5 - IGLESIA, Jóvenes y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s