ASUMIR UNA PATERNIDAD ESPIRITUAL


 

Segunda clase del Seminario para Capacitación Obreros Agosto 2011 dada por Juan Manuel Montané y publicada en el blog “Soltar la Palabra”

Hemos hablado de tres tipos de experiencia de edificación en la iglesia.

La reunión general donde operan los ministerios

La reunión casera donde operan todos los miembros

El discipulado donde soy edificado personalmente.

Queremos definir que todos estos encuentros son importantes

Pero enfatizar que es el discipulado el factor fundamental de edificación

Si hay una carga profética, algo que es esencial prestarle atención

Es importante tratarlo en una reunión del domingo

Es importante afirmarlo en los grupos caseros

Pero tenemos que tomar conciencia que es en los discipulados donde es más efectiva la enseñanza, porque es una enseñanza personalizada, específica conforme a la necesidad de cada uno.

Hemos detectado una necesidad importante en nuestras congregaciones.

Y queremos afirmarla en este seminario

Para que la puedan trabajar en los respectivos discipulados.

NUESTRAS CONGREGACIONES ESTÁN COMPUESTAS

POR HERMANOS MUY MADUROS, MUY CRECIDOS

PERO QUE NO ESTÁN SIENDO PADRES ESPIRITUALES

Es esta responsabilidad que tenemos de edificar la iglesia del Señor

Tenemos que edificar nuestras congregaciones

Edificar es agregar lo que falta.

Vemos que una de las cosas que nos están faltando es el crecer en el asumir una mayor carga por la paternidad espiritual.

QUE TODOS SEAMOS PADRES ESPIRITUALES

Segunda clase del Seminario para Capacitación Obreros Agosto 2011 dada por Juan Manuel Montané y publicada en el blog “Soltar la Palabra”

¿CÓMO ASUMIR UNA PATERNIDAD ESPIRITUAL?

1 – ENGENDRAR UNA CARGA EN MI CORAZÓN

Las victorias se consiguen en el cielo y luego se consuman en la tierra.

Hay un clamor por tener hijos espirituales que suena como dulce melodía al corazón de Dios.

Es un clamor desinteresado por dar de lo que tengo a otros.

Es el clamor de toda mujer por tener hijos, como Ana la madre de Samuel o Raquel madre de José:

 

Génesis 30:1   Dame hijos,  o si no,  me muero.

John Knox el padre del avivamiento en Escocia, parafraseó este versículo dijo:

Dame Escocia, o sino, me muero.

 

ESTABLECER PUENTES.

Me acerco a los que necesitan, no cierro mi oído ni mi corazón a la necesidad.

Abro mi vida, me pongo un cartel: estoy disponible.

Este es el sentido de este pasaje tan complejo de entender.

Lucas 16:9 Ganad amigos por medio de las riquezas injustas,  para que cuando éstas falten,  os reciban en las moradas eternas.

La visión de Jorge Himitán:

Tijeras que cortan tres cuerdas: familia, comodidad y materialismo.

Segunda clase del Seminario para Capacitación Obreros Agosto 2011 dada por Juan Manuel Montané y publicada en el blog “Soltar la Palabra” 

2 – EL RECONOCIMIENTO ESPIRITUAL

El discípulo viene y encuentra gracia de Dios.

Hay una invitación “vengan y vean”,

Juan 4:29  Venid, ved a un hombre que me ha dicho todo lo que yo he hecho. ¿No será éste el Cristo?

Esto requiere que el que invita tenga algo que mostrar.

Nos compromete como discipuladores.

 

Voy a poder discipular a los que puedan ver a Cristo y su gracia, obrar en mí.

 

Los que toman la decisión de acercarse a ver serán discipulados.

Esto tenemos que trabajar: discipuladores que tengan para dar y discípulos que aprenden a buscar gracia en el otro.

No hay formación sin reconocimiento.

Segunda clase del Seminario para Capacitación Obreros Agosto 2011 dada por Juan Manuel Montané y publicada en el blog “Soltar la Palabra”

3 – LA IDENTIFICACIÓN               

Hay una invitación “sígueme”,

El discípulo ocupa un lugar en el corazón del discipulador, quien se dispone a dedicar tiempo y esfuerzo.

El discípulo quiere ser discipulado.

Pablo se identificó de forma plena con las personas a quienes servía.

Usó imágenes paternas y maternas para explicar su búsqueda del bienestar del otro.

Dolores de parto. Gálatas 4:19.

Nodriza que cuida con ternura. 1 Tesalonicenses 2:7

Como padre les exhortamos, consolamos y les encargamos (exigir como mártir) que anduvieran como es digno. 1 Tesalonicenses 2:11-12

La identificación es iniciativa del que enseña, que invierte tiempo y esfuerzo, y nos hace vulnerable a la decepción.

Cuando alguien percibe esta identificación puede responder con identificación.

Esto hace muy poderosa la imitación ya que es fruto de un vínculo emocional.

Segunda clase del Seminario para Capacitación Obreros Agosto 2011 dada por Juan Manuel Montané y publicada en el blog “Soltar la Palabra”

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 6 - OBREROS y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s